Acidez láctea en variedades

Por Antonieta Torres

El yogurt es uno de los lácteos más usados en el mundo; con gran variedad de sabores, colores y composiciones, es un básico en el desayuno.

©http://asuburbankitchen.blogspot.mx
©http://asuburbankitchen.blogspot.mx

El yogurt es una de las opciones lácteas más consumidas debido a su amplia variedad. Lo podemos encontrar natural, endulzado, con frutas, cereales, en versiones bajas en grasa, “griego”, y un largo etcétera para todos los gustos.

Se trata de un producto lácteo cuyo único requisito de preparación es contar con una base de leche con lactosa. En el proceso de producción se inoculan bacterias que transforman ese azúcar en ácido láctico, sustancia por la cual es duradero y un poco ácido.

El yogurt es una forma de conservar la leche y sus propiedades por mayor tiempo.

Se ha convertido en un básico para el desayuno, y una de las razones es que es más digerible porque la lactosa ya está procesada por las bacterias del yogurt, además de que las proteínas que contiene son de alto valor biológico y dan una sensación de saciedad. Es un probiótico, que regula las funciones de la flora intestinal, y es fuente de vitaminas A y D.

¿Y cómo me lo como?

Casi siempre lo acompañamos con frutas, granola o muesli, miel o cereales, pero siempre es bueno dar novedad a lo clásico. Acá te decimos cómo: calienta un litro de leche, sin que sea deslactosada ni ultrapasteurizada, agrega el ingrediente que quieras que tenga (mermelada, frutas, miel, cereales, etc.), y mientras sigue tibia la leche, mezcla con media taza de yogurt natural combinado con una cucharada de leche en polvo. Apaga el fuego, pon la mezcla en un tarro y ciérralo herméticamente para que repose durante 24 horas. Si quieres hacer más yogurt, saca una taza de la preparación y repite el proceso.

Una vez que tengas listo el yogurt casero, puedes hacer muchas combinaciones, por ejemplo:

  • Yogurt achocolatado: mezcla una taza de yogurt natural con 3 cucharadas de jarabe de chocolate y ¼ de cucharadita de esencia de vainilla. Seguro que es un éxito con los niños de casa.
  • Yogurt con dulce de leche: mezcla una taza de yogurt con un par de cucharadas de dulce de leche y trocitos de nuez garapiñada.
  • Arroz con plátano y yogurt: es como un arroz con leche tradicional, pero con los beneficios del yogurt. Basta con mezclar el plátano en trocitos con el arroz y el yogurt, agregar un poco de azúcar si es necesario y terminar con canela en polvo.

Autor: Mapas Gourmet

Mapas Gourmet es una revista digital de gastronomía, viajes y estilo de vida, que diseña un mapa propio para guiarte en un mágico recorrido por los más "exquisitos" destinos de dentro y fuera de México, donde comer, viajar y vivir son las vivencias a compartir...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s