Selina, un nuevo estilo de hospitalidad

El exquisito gusto en el diseño de los ambientes, la funcionalidad de los espacios, el esmero en los detalles, sumado a su estética vintage, son algunos de los aspectos que hacen original el nuevo concepto de hospedaje de Selina, la empresa hotelera cuya misión es construir un ecosistema que facilite el estilo de vida de las nuevas generaciones de viajeros y nómadas alrededor del mundo

Por Horacio Díaz

El exquisito gusto en el diseño de los ambientes, la funcionalidad de los espacios, el esmero en los detalles, sumado a su estética vintage, son algunos de los aspectos que hacen original el nuevo concepto de hospedaje de Selina, la empresa hotelera cuya misión es construir un ecosistema que facilite el estilo de vida de las nuevas generaciones de viajeros y nómadas alrededor del mundo.

Selina, que abarca varios países de Latinoamérica y El Caribe, tiene una proyección de expansión futura hacia los mercados de Norteamérica, Asia y Europa.

Su esmerado enfoque social diferencia su servicio del de un hotel típico, y se percibe en la experiencia de conexión que viven los huéspedes que allí se alojan. En este sentido es posible sentarse (¿porqué no recostarse?), en confortables sillones, a disfrutar de una película en la sala de cine, leer un libro en la biblioteca, servirse el desayuno del lugar, comer deliciosos platillos en el restaurante, cocinar la propia comida en el espacio destinado a tal fin, tomar un trago en el bar y en cualquiera de estos espacios, entablar relaciones amistosas (o también profesionales), con otros huéspedes. Quienes trabajan a distancia cuentan con espacios privados, especialmente destinados a tal fin, y pueden contar con notebooks y la conexión WiFi del lugar.

Selina se auto define como ¨Más beach que urbana¨. Entre las actividades que son parte del servicio a los visitantes, propone: sesiones de Pilates, clases de yoga y visitas guiadas por la ciudad.

La propuesta de estadía para el huésped es particularmente única, ya que es posible elegir entre una habitación compartida con otros huéspedes (típico de hostels), una habitación privada de lujo (como en un hotel) o incluso alquilar un departamento. La clave está en los espacios compartidos; entre ellos la cocina, donde cada quien enriquece su cultura gastronómica con la de los demás huéspedes, provenientes de los más diversos países.

Como opción especial para el viajero o el residente existe una deliciosa cocina saludable, parte vegetariana y parte vegana, a cargo de profesionales de la gastronomía, y dirigidos por los chef Alejanda Hoyos y Vicente Vidal Ramos. Allí elaboran desde el pan (vegano, de hamburguesa, de banana), hasta los más sabrosos platillos, incluyendo el concepto de los Buddha bowls que promueve la alimentación sana, sencilla pero con mucho sabor, completa en proteínas, carbohidratos y grasas saludables, y a la vez baja en calorías y azúcares, basada en ingredientes locales. El concepto de cocina de Selina estimula la interacción de los huéspedes al momento de compartir tan variados platillos.

En pocas palabras, Selina implica momentos de calidad en un exquisito ambiente que promueve un tipo de socialización que es a la vez entretenida y productiva.

Data: Selina Downtown Mexico City, José María Izazaga 8, colonia Centro.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s